Versículos Para Meditar

Salomón pide sabiduría

2 Crónicas 1:10   

Dame ahora sabiduría y ciencia, para presentarme delante de este pueblo; porque ¿quién podrá gobernar a este tu pueblo tan grande?

Leer el comentario

Los cielos de los cielos no pueden contener a Dios

2 Crónicas 2:5-6   

Y la casa que tengo que edificar, ha de ser grande; porque el Dios nuestro es grande sobre todos los dioses. Mas ¿quién será capaz de edificarle casa, siendo que los cielos y los cielos de los cielos no pueden contenerlo? ¿Quién, pues, soy yo, para que le edifique casa, sino tan sólo para quemar incienso delante de él?

Leer el comentario

Bendecido por poder dar

1 Crónicas 29:14-15   

Porque ¿quién soy yo, y quién es mi pueblo, para que pudiésemos ofrecer voluntariamente cosas semejantes? Pues todo es tuyo, y de lo recibido de tu mano te damos. Porque nosotros, extranjeros y advenedizos somos delante de ti, como todos nuestros padres; y nuestros días sobre la tierra, cual sombra que no dura.

Leer el comentario

David instruye a su hijo

1 Crónicas 28:8-9   

Ahora pues, ante los ojos de todo Israel, congregación del Eterno, y en oídos de nuestro Dios, guardad e inquirid todos los preceptos del Eterno vuestro Dios, para que poseáis la buena tierra, y la dejéis en herencia vuestros hijos después de vosotros perpetuamente. Y tú, Salomón, hijo mío, reconoce al Dios de tu padre, y sírvele con corazón perfecto y con ánimo voluntario; porque el Eterno escudriña los corazones de todos, y entiende todo intento de los pensamientos. Si tú le buscares, lo hallarás; mas si lo dejares, él te desechará para siempre.

Leer el comentario

Página anterior   Página siguiente