Vida, Esperanza y Verdad

¿Requiere de un milagro la teoría del Big Bang?

Los científicos nos piden que creamos en teorías de la creación que desafían todas las leyes de la física. ¿Quién está ejerciendo más fe —los científicos o aquellos que creen en la Biblia?

¿De verdad suceden milagros?

Para la mayoría de personas religiosas, la respuesta seria sí, mientras que muchos científicos tienen una posición muy escéptica.

La definición general aceptada para milagro es “un evento que sobrepasa todos los poderes naturales y humanos y es atribuido a una causa sobrenatural o divina” (Random House Dictionary [Diccionario Random House]). ¿Es posible probar que realmente ocurrió un milagro? Si, efectivamente, esto puede ser probado, ¿no ayudaría a probar que si existe un Dios? De acuerdo a la definición general aceptada, ¿existen eventos que se pudieran catalogar como milagros a través de la historia?

Dos milagros fundamentales

Vienen inmediatamente a la mente dos eventos fundacionales: la creación de la vida y la creación del universo. Ya que no hubo testigos humanos de estos acontecimientos, la prueba sólo se puede basar en evidencia circunstancial (a no ser que usted quiera aceptar la Palabra del Dios de la Biblia).

Cabe anotar primero, que no existe evidencia científica que respalde la hipótesis de que la vida surgió espontáneamente a partir de químicos no vivientes por leyes naturales (para más información de este tema vea el artículo “Pruebas de la existencia de Dios”). De hecho, las leyes naturales confirman que la vida sólo puede surgir de la vida.

¿Es un milagro la creación del universo?

Sin embargo, el enfoque de este artículo será la creación del universo. A través de los tiempos, la gente religiosa ha creído que Dios creó el universo, pero a medida que la ciencia moderna se desarrolló enfocándose solamente en lo que se puede medir y percibir físicamente, a los científicos se les ocurrieron otras ideas. Hasta hace aproximadamente 100 años, la respuesta aceptada por los científicos para la pregunta de “¿quién creó el universo?” era, nadie lo hizo. Muchos científicos creían que el universo siempre había existido en una forma estática e invariable. De acuerdo a esa idea no era necesario que existiera un creador.

Aun así, a principios del siglo XX las observaciones del astrónomo Edwin Hubble indicaron que el universo se estaba expandiendo. Con este descubrimiento se empezó un siglo de descubrimientos científicos relacionados con la naturaleza del universo. Actualmente no sólo se cree que el universo se está expandiendo, sino que además el ritmo de expansión está aumentando.

La idea de un universo en expansión lleva a la conclusión inevitable de que el universo tuvo que haber tenido un comienzo. Y, si tuvo un comienzo, la pregunta más obvia sería: ¿quién lo creó? Los científicos no pudieron seguir ignorando esta pregunta diciendo que el universo siempre había existido.

Una respuesta popular fue apodada la teoría del Big Bang”(gran explosión). Hoy en día se ha reunido bastante evidencia científica y se le considera el modelo estándar para explicar el origen del universo.

Un universo en expansión implica que en el pasado hubo un momento en el que todos los materiales que componen el universo se originaron a partir de un solo punto (refiriéndose a una singularidad). Lo que se piensa en este momento es que inicialmente el universo era muy pequeño, con temperaturas de miles de millones de grados. Los científicos ahora creen que el bang (explosión) ocurrió hace 13,7 mil millones de años y el universo se ha estado expandiendo desde entonces.

Con el desarrollo y puesta en órbita fuera de la atmosfera de la tierra de telescopios más grandes y poderosos, se observaron fenómenos que no podían ser explicados sin modificar la teoría del Big Bang (gran explosión). Entre las preguntas que surgieron acerca de la teoría están las siguientes:

  • Primero y antes que nada, ¿si el universo tiene un comienzo, quien o que lo creó? ¿Qué poder puede crear algo de la nada?
  • ¿Qué poder mantenía todos los materiales del universo en su sitio antes del bang (explosión)? ¿Cuál fue la causa del bang (explosión)?
  • ¿Por qué la radiación de fondo cósmico de microondas (se cree que es la firma de calor remanente de la explosión) se ve igual en todas las direcciones?
  • ¿Cómo se agrupó la materia para formar estrellas, planetas y galaxias después del bang (explosión)?

¿Un milagro dentro de otro milagro?

Aquí es donde todo se torna realmente interesante. Para abordar algunos de los problemas de la teoría, se propuso una solución y en este momento es aceptada: inflación. Esta modificación de la teoría del Big Bang (gran explosión), postula que en el bang (explosión) inicial, ¡el universo minúsculo aumentó su tamaño en algo así como un 50 por ciento de su tamaño actual en menos de una milmillonésima de segundo!

Desafiando todas las leyes conocidas de la física, este escenario de la inflación responde a algunas de las preguntas que se plantean acerca de cómo el universo que hoy vemos llegó a ser. Si la inflación es cierta —y sigue siendo una teoría— ¿la ciencia ha incorporado a Dios en la ecuación? ¿Cuándo la evidencia que se observa desafía todas las leyes naturales, existe un mejor ejemplo que el de un milagro?

Esta teoría ha ido ganando aceptación entre la comunidad científica, y se le conoce como “la teoría inflacionaria del Big Bang”. Vea una representación esquemática de esta teoría arriba (de la página web de la NASA). Representado a la izquierda está el periodo de inflación que ocurrió instantáneamente en el bang (explosión) según creen los científicos. Según la teoría, después de un periodo de enfriamiento gradual que condujo a “eras oscuras”, las estrellas, galaxias y planetas se formaron mientras el universo se expandió a lo largo de miles de millones de años.

Hay un acuerdo general de que inicialmente tuvo que haber existido una “semilla”, sin embargo no existe ningún intento por explicar cómo algo puede originarse de la nada (el primer milagro). Pero después el universo de un momento para otro se infló por una inimaginable explosión enorme en un instante (el milagro dentro del milagro).

No existen leyes de la física que expliquen esta etapa inflacionaria. Entonces, ¿cómo justifican los científicos esta teoría?

“Si el zapato te sirve, úsalo”

Agregando la inflación a la teoría del Big Bang, la conformación del universo que vemos actualmente se puede explicar con las leyes de la física, pero sólo después de ese punto. Sin entrar en detalles, la inflación, entre otras cosas, puede explicar lo que se observa hoy en día como la radiación de fondo cósmico de microondas y también cómo la influencia de la gravedad resultó en la formación de planetas, estrellas y galaxias.

De este modo, aunque la inflación no pueda ser explicada por las leyes de la física, si tiene el detonante para explicar la mayoría de la información que se puede observar en el universo.

Entonces, ¿la inflación ocurrió en el bang (explosión) que creó el universo? La evidencia científica apunta a que sí. Si en verdad ocurrió la inflación, ¿no es una confirmación más de lo que nos enseña la Biblia —que el creador del universo es Dios?

Claramente, Dios reclama ser el creador del universo:

  • “Los cielos cuentan la gloria de Dios, Y el firmamento anuncia la obra de sus manos” (Salmo 19:1).
  • “Por la palabra de Jehová fueron hechos los cielos, Y todo el ejército de ellos por el aliento de su boca” (Salmo 33:6).
  • “Señor, digno eres de recibir la gloria y la honra y el poder; porque tú creaste todas las cosas, y por tu voluntad existen y fueron creadas” (Apocalipsis 4:6).
  • “Porque en él fueron creadas todas las cosas, las que hay en los cielos y las que hay en la tierra, visibles e invisibles; sean tronos, sean dominios, sean principados, sean potestades; todo fue creado por medio de él y para él” (Colosenses 1:16).

¿Se habla de la inflación en Isaías 40:22, 25-26? “Él está sentado sobre el círculo de la tierra, cuyos moradores son como langostas; él extiende los cielos como una cortina, los despliega como una tienda para morar…. ¿A qué, pues, me haréis semejante o me compararéis? dice el Santo. Levantad en alto vuestros ojos, y mirad quién creó estas cosas; él saca y cuenta su ejército; a todas llama por sus nombres; ninguna faltará; tal es la grandeza de su fuerza, y el poder de su dominio”.

Si bien la teoría inflacionaria del Big Bang ha sido ampliamente aceptada entre la comunidad científica, es sólo eso —una teoría. Curiosamente, está basada en milagros, aunque esta conclusión no sería aceptada por todos los científicos.

  • Primero, está la existencia del universo condensada en un punto, sin ninguna explicación de cómo llegó a existir, excepto por un milagro sobrenatural.
  • Y segundo, por otro milagro, está la inflación repentina instantánea de ese universo que condujo al que conocemos hoy en día.

Exactamente, ¿cuáles son las leyes naturales responsables de este suceso? ¿Qué leyes naturales explican que toda la masa y energía del universo pudieran existir en un solo lugar? Y finalmente, ¿de dónde provino todo? ¿Puede algo ser creado de la nada?

A no ser que la evidencia de las leyes naturales respondieran estas preguntas, ¿acaso la creación del universo, no es una prueba de que Dios existe?

¿Puede responder la ciencia?

El universo que vemos actualmente es consistente con la teoría inflacionaria del Big Bang (gran explosión). Los científicos pueden, o no, tener las cosas bien en cuanto a la secuencia de eventos de la creación. Si están equivocados, todavía subsistirá el problema de poder explicar cómo la energía y la materia pueden ser creadas de la nada —a no ser que usted crea en los milagros. Si tienen la razón, ¿cómo puede explicarse la inflación —si no es por un milagro?

Es interesante ver como algunos científicos nos dicen que creamos en teorías de la creación que desafían todas las leyes de la física que se conocen. Ya que la evidencia científica indica que el universo tuvo un comienzo, ¿no es este comienzo un milagro que sólo podría venir de Dios? ¿Quién está profesando más fe en sus creencias? ¿Los científicos? ¿O aquellos que creen en la Biblia?

Los milagros de Dios no terminaron con la creación. Sus milagros continúan con los que se vuelven y siguen su palabra revelada, la Biblia. Como el apóstol Pablo escribió: “De modo que si alguno está en Cristo, nueva criatura es; las cosas viejas pasaron; he aquí todas son hechas nuevas” (2 Corintios 5:17).

La evidencia apunta a la existencia de un Dios creador, que puede y ha hecho milagros. Más importante aún, este Dios puede y llevará a cabo milagros en su vida. Utilice este sitio web para aprender más de este Dios y su camino —un camino que conducirá a milagros en su vida.

Lea ahora acerca de uno de los más grandes milagros, en los artículos de la sección “Conversión cristiana”.

Continuar leyendo

×

Discern is published every two months and is available in digital and print versions. Choose your preferred format to start your subscription.

Print subscriptions available in U.S., Canada and Europe

×

Please choose your region:

×

Suscríbase a Discernir

×
Fill out the form below to start your subscription.
×
Por favor, introduzca su nombre de pila.
Por favor ingrese su apellido.
Se requiere una dirección de correo electrónico válida.